¡A que te Creías Materialista!

Autor: José Manuel Guzmán Godos
92 consultas

Se dice que una persona materialista es aquella que busca atesorar bienes, poseer y comprarse cosas y que sólo vive para las cosas materiales y que deja de lado los asuntos emocionales y espirituales.

Tal vez así parezca pero, haciendo un breve y profundo análisis de lo que significa realmente ser materialista, les invito a reflexionar y re-orientar esta actitud que pudiera resultar incómoda para la persona que piensa eso de sí misma y de quienes conviven con ella.
Les presento aquí algunos pensamientos extra respecto al término Materialista:

  • Sistema que reconoce la vida y las cosas en función a la materia.
  • Persona que trabaja en el área de la construcción, transportando o vendiendo materiales para la edificación de casas y edificios o cualquier tipo de obra.

Vivimos en un mundo material y tenemos un cuerpo físico que tiene necesidades materiales, esto es así y sabemos que también tenemos que aprender las leyes de la física, la química, la biología y la economía para lidiar con las condiciones que la vida nos presenta y manejarla con ese conocimiento.

Abreviemos: cuando te compras una casa, en realidad te compras seguridad.

Si te compras un coche, compras comodidad, seguridad y status.

Si te compras ropa de marca, te compras imagen, status y distinción.

Cuando te compras un buen teléfono celular, en realidad adquieres comunicación, información, seguridad, cercanía con familiares y amigos, efectividad y rapidez en asuntos de trabajo.

Si tienes una buena cuenta en el banco y lo cuidas, en verdad tienes capacidad adquisitiva, prestigio, seguridad, nivel social, libertad para tomar decisiones, tranquilidad.

Si compras la mejor pantalla de plasma, en realidad adquieres diversión.

Cuando adquieres una esclava de oro, un reloj rolex, un anillo de diamantes o cualquier tipo de joya o piedras preciosas, en realidad compras elegancia, imagen, status y poder.

Si compras unos muebles caros, es lo mismo: imagen, elegancia, status, confort y descanso.

Estoy seguro de que podrás pensar en más ejemplos y que encontrarás el verdadero trasfondo de los conceptos emocionales y conceptuales que adquieres al allegarte cosas materiales.

Si pensaste que eres materialista, tal vez sea hora de re-orientar el concepto o desechar esta reflexión y seguirte declarando materialista… es tu prerrogativa y se vale…

Saludos cordiales

Compártelo con tus amigos por

No cuenta con ninguna opinión. Sé el primero en opinar.





Otros artículos

Otros artículos

© Todos los Derechos Reservados - Diseño: ¡Ya lo Encontré! El Directorio de México