Algunos datos Interesantes sobre la Navidad

Autor: José Manuel Guzmán Godos
126 consultas

La festividad más celebrada en todo el año es sin duda La Navidad la cual se conmemora en casi todas las Naciones del mundo, festejando el nacimiento de Jesús.

La Navidad no nació como la conocemos ahora. Compartiré con ustedes algunos datos interesantes y tal vez se enriquezca o cambie tu punto de vista sobre su celebración.

Los seguidores de Cristo, no celebraban Navidad ni el nacimiento de Jesús. No hay noticia en las Escrituras de que se festejara el cumpleaños y se pidiera a sus seguidores hacer una celebración al respecto como la conocemos ahora.

La fecha del 25 de diciembre se impuso arbitrariamente por el Papa Justiniano a mediados del siglo 3, tomando en cuenta la costumbre pagana de rendir pleitesía en ese preciso día a dos dioses muy populares de ese tiempo: Mitra de la religión pérsica, y a la festividad romana del Sol Invicto.

La costumbre de intercambiar regalos procede de una festividad Romana llamada Saturnalia, fiesta de excesos y libertinaje en donde se le rendía culto al Dios Júpiter y se festejaba con la llegada del solsticio de invierno cuando los días eran más largos y había abundante cosecha y carne lo que se aprovechaba para comer, beber y bailar en exceso así como intercambiar regalos.

Tomando en cuenta estos antecedentes, las bases de la Navidad se hacen por aprovechar las costumbres que tenían los primeros cristianos que abrazaban una nueva fé, pero que no dejaban sus tradiciones.

Las autoridades eclesiásticas entonces, tomaron la decisión de ser más flexibles y aceptar una mezcla de hábitos para preservar la fe y la celebración las cuales tienen, obviamente, orígenes incluso antagónicos.

El pesebre y los pastores adorando y el nacimiento en el pesebre es un intento por hacer parecer a Jesús como un humilde hijo de carpintero… nada más lejos de la realidad.
Jesús fue educado por lo mejor de su tiempo LOS ESENIOS, y recibió instrucciones precisas sobre su ministerio incluso de forma pre-natal. No hay evidencia que refuerce que vivió una vida de pobreza.

El árbol de Navidad se asocia a las costumbres de los Nórdicos, quienes al levantar la cosecha, celebraban llevando un árbol a su casa como símbolo de abundancia y lo decoraban con manzanas y lo iluminaban con velas.

Santa Claus se asocia más tardíamente a la Navidad. Se trata de un Obispo, santo de los católicos y los romanos, originario de la ciudad de Myra, en Turquía, quien es conocido en su región por dar juguetes a los niños y ponerlos en un calcetín. Su nombre era Saint Nicholas y su leyenda fue llevada por los primeros colonos holandeses quienes lo representaban como un ser extraño, barbado y con una pipa.

Con la llegada de los inmigrantes americanos, la navidad peligró ya que las autoridades religiosas consideraban que los festejos no eran lo religiosos que debían ser, ya que los nuevos pobladores salían a las calles y cantaban canciones alusivas (villancicos) se emborrachaban y escandalizaban en las calles o tocaban a las casas y pedían comida o bebida y si no se les daba, apedreaban la casa y rompían los vidrios de las ventanas.

Producto de esos desmanes se prohibió un tiempo en USA. Se decidió que no se celebraría más en las calles, pero que se respetaría su celebración al interior de las casas, en familia.

Hay un profesor de literatura de Nueva York de nombre Clement Clark, quien en 1822 escribió un poema de 56 versos intitulado “la víspera de Navidad” y desarrollo la leyenda de Santa Claus con los 8 renos, los ayudantes del Polo Norte y el trineo volador, llegando en la temporada y metiéndose por la chimenea, como se dan cuenta, México adopta esta costumbre que nos viene del país del norte y que tampoco es un personaje que aparece en las escrituras. En realidad, se toma el personaje de Odín, de barba blanca y cabello largo y canoso, Dios de la mitología escandinava, quien solía volar sobre su caballo de ocho patas.
A finales de los 20´s en el siglo pasado, se enfocó la fiesta hacia los niños… y a partir de los inicios del siglo XX, se convirtió en una temporada comercial principalmente.

Lo demás es historia. En México se comenzaron a copiar estos modelos de la Navidad estilo americano y se comenzó a dejar de lado la letanía y la procesión, la misa de Gallo y los confites y canelones.

Sea como sea, La navidad sigue siendo una época de reuniones familiares, añoranza, fiesta, reunión con los amigos, y un buen pretexto para dar y recibir regalos y afecto.

Desde este espacio, deseamos a los lectores de este sitio una FELIZ NAVIDAD, un recordatorio para invitar al festejado a su propia fiesta.

¡FELICIDADES!

Compártelo con tus amigos por

No cuenta con ninguna opinión. Sé el primero en opinar.





Otros artículos

Otros artículos

© Todos los Derechos Reservados - Diseño: ¡Ya lo Encontré! El Directorio de México