La Naturaleza Enseña en el Día del Padre

Autor: José Manuel Guzmán Godos
126 consultas

Por estos días de Junio en los cuales se celebra la figura del padre me encontré con tres historias sorprendentes sobre la paternidad. Curiosamente no son protagonizadas por personas, sino por… animales.

En un país como el nuestro en donde la figura del padre aún no es reconocida del todo y, para ser francos, tampoco asumida como debiera, encontrar paternidad responsable es bastante difícil, sólo basta ver la gran cantidad de madres solteras, o de padre presente pero ausente emocionalmente, o padre lejano.

Tal vez encontremos algún método para ser una sociedad distinta en dónde los niños y jóvenes no estén desamparados y carentes del cariño y la figura paterna participativa en la educación.

Mientras tanto, les comparto estas tres breves historias:

Las tres historias se desarrollan en áfrica;

Un jaguar caza a un mandril hembra y la mata; al estarla devorando, ocurre algo verdaderamente insólito: ¡La mandril da a luz! Desconcertado, el Jaguar lo lame y lo limpia completamente; acto seguido, lo pone en su boca delicadamente y lo lleva a un árbol, lo cuida y lo protege para que no caiga y duerme a su lado. El documental no hace un seguimiento; no hay evidencia de que un jaguar críe a un bebé mandril, pero es de llamar la atención que siendo un macho y depredador haya asumido una paternidad protectora momentánea de una especie que de forma natural es su alimento.

El segundo caso se desarrolla en las sabanas de áfrica en el Ocavango; durante la migración una cebra hembra muere y queda una pequeña cría que de pronto se ve sin su madre, la pequeña cebra da vueltas alrededor de la madre y trata de revivirla inútilmente. Se infiere que aún no ha sido destetada ya que la pequeña busca ser alimentada por la madre que yace inmóvil y obviamente no reacciona.

A pocos metros, el padre que también es el macho de un harem y que marcharía junto a la madre, el hijo y sus otras hembras.

El numeroso grupo de la migración se mueve, el macho duda entre acompañar a su harem y dejar a la madre muerta y al crío a su suerte o quedarse a ver si la madre se levanta y lo sigue. Las hembras de su harem no esperan, la migración sigue… la cría insiste en revivir a su madre, los buitres llegan y comienzan su acción depredadora, no hay nada que hacer, el macho rescata a su hijo y deja ir a las hembras de su harem iniciándose otro acto insólito de paternidad animal.

Finalmente y en el centro de África en la tupida selva, un grupo de chimpancés reciben a un nuevo miembro. El recién nacido tiene a su madre quien lo cuida con esmero, está protegido por el grupo, juega, aprende y comienza su proceso de aprender a sobrevivir en la selva ; como en todo clan de simios, hay un macho dominante que guía y cuida el clan, esta vez hay en el mismo territorio un clan hostil el cual ataca al primer grupo, los dispersa, mata a la mayoría de sus miembros incluyendo a la madre del pequeño chimpancé quien se queda solo, desprotegido y desamparado sin las habilidades para sobrevivir por sí mismo. Como puede, busca a su madre y a la manada hasta que encuentra un pequeño grupo, pero para su desgracia, no lo reconocen y lo rechazan, dejándolo a su suerte hasta que sorprendentemente es aceptado y adoptado ¡POR EL MACHO ALFA DEL CLAN! Esto lo pueden ver en el documental de Walt Disney: Chimpanzee.

¿Será tan sólo el instinto protector en el reino animal? ¿Será un instinto olvidado en el humano? ¿Aprenderemos los varones de este país a asumir una paternidad responsable como corresponde?

Por el momento y con la idea de paternidad que tengas, si eres padre, como seas y hayas ejercido o te hayan permitido… las circunstancias: ¡FELIZ DÍA DEL PADRE!

Saludos Cordiales

Compártelo con tus amigos por

No cuenta con ninguna opinión. Sé el primero en opinar.





Otros artículos

Otros artículos

© Todos los Derechos Reservados - Diseño: ¡Ya lo Encontré! El Directorio de México